Selcuk y alrededores

Posted on

Bueno, he tardado unos días en escribir, pero es que ahora somos 5 y cuando hay tanta gente, es difícil encontrar un rato de soledad para el blog. Pero este es ya el penúltimo post, en dos días acabamos el súper viaje, snif snif.

Nos alojamos en Selcuk para ir a ver Éfeso y no teníamos mucho más programado, así que al final estuvimos varios días aquí viendo diferentes lugares y descansando.

La primera noche quedamos para cenar y despedirnos de David, que estaba con las chicas canadienses del crucero, pero cuando llegamos al restaurante, nos encontramos con Kyu y Yena, las coreanas, todos reunidos!!!!

IMG_0524

IMG_0525

Y quedamos con ellas para al día siguiente ir a ver las ruinas de Éfeso, así que nos hicimos fotos chulis y nos enseñaron a hacer los videos geniales que ellas hacían con una aplicación del móvil.

IMG_0537

IMG_0557

IMG_0562

IMG_0568

IMG_0588

IMG_0603

También visitamos las ruinas de Selcuk, hicimos shopping, vimos como pintaban los boles típicos de Turquía… y sobre todo, el famosísimo templo de Artemisa, del que solo queda una columna, y creo que en reconstruida, en fin, jeje.

IMG_0614

IMG_0616

IMG_0623

También fuimos a la playa un día, con Esther y las coreanas, pero entre que en el mar nos picó algo y que luego aparecieron un montón de escarabajos, no fue muy exitoso, jeje. Y quizás lo más bonito que vimos, fue Sirince, un pueblo muy cuco y famoso por el vino, aunque el vino no era muy bueno. Hemos tenido pocas experiencias con el vino en Turquía, pero siempre era de segunda.

IMG_0651

IMG_0653

IMG_0659

Y por último nos fuimos el un día a Izmir, desde donde volamos para Estambul. Izmir está a solo una hora, pero es gran ciudad, como 5 millones de habitantes, la tercera de Turquía, fue un poco shock, después del relax total en Selcuk, pero bueno.
Disfrutamos de su paseo marítimo, terraceo, shopping y demás.

IMG_0673
Foto copiada de una de Kyu, jeje, que tienen más ideas que nosotros.

IMG_0681
Así acabó la rosquilla.

IMG_0691
Por fin probamos los mejillones con arroz, a mí, que no soy muy mejillonera, me encantaron.

IMG_0709

IMG_0710

Y ahora a por el último post y último destino del viaje, y con más visita, mi madre y mi tía Maite también han querido formar parte de la aventura.


Pamukale

Posted on

Después de la playita, fuimos a Pamukale a ver las piscinas naturales de cal, una de las fotos esas impresionantes que todo el mundo ha visto alguna vez, y no sabe si es nieve o qué es.

Llegamos al pueblo por la tarde, así que decidimos ir a los travertinos ya al día siguiente, esa tarde nos bañamos en la pisci del hotel y luego salimos a dar un paseo, vimos la montaña blanca y alucinamos. También estuvimos haciendo fotos tontas con las iniciales, otra cosa que nos habían enseñado las coreanas.

IMG_0270

IMG_0276

IMG_0295

Y aunque es un pueblecillo, todavía encontramos la discoteca y nos tomamos algo con una excursión de teenagers total.

IMG_0310

Por la mañana fuimos a los travertinos lo primero de todo y es que es impresionante, las fotos hablan por sí solas. Había millones de rusas haciéndose fotos sexies en las piscina, jeje, pero nosotros nos hicimos fotos más normalitas.

IMG_0319

IMG_0331

IMG_0336

IMG_0344

IMG_0345

Después nos fuimos a la antigua piscina, conocida popularmente como el baño de Cleopatra, que es una piscina con aguas termales a 36 grados y ruinas dentro. La verdad es que un capricho total, se estaba muy a gusto, aunque había gentecilla no estaba lleno, porque hay que pagar otra entrada para la piscina.

IMG_0369

IMG_0377

IMG_0383

IMG_0393

IMG_0413

Y después del bañito, muy relajados, nos fuimos a ver las ruinas de la Hierápolis, que son bastante impresionantes, y nos encontramos a nuestras amigas coreanas.

IMG_0423

IMG_0430

IMG_0440

IMG_0446

IMG_0453

Y por último, después del día súper bueno, aunque hacía mucho calor, nos fuimos otra vez a bañarnos y a bajar por los travertinos.

IMG_0472

IMG_0480

IMG_0503

IMG_0516

IMG_0517

IMG_0518

No cuento mucho en este post, pero es que las imágenes hablan por sí solas, es un sitio súper especial, al menos yo no había visto nunca nada parecido.


Costa turquesa

Posted on

De Capadoccia, cogimos un bus a Antalya para ir al aeropuerto a buscar a Gloria, que teníamos muuuuuuuuchas ganas de verla. David, el amigo australiano, también se apuntó. Así que llegamos al aeropuerto un pelín tarde porque nos habíamos equivocado de terminal, pero Gloria no estaba allí, yo estaba de los nervios, y a los cinco minutos, aparece Gloria, pero muy ligera de equipaje, le habían perdido la maleta, joooooo, vaya manera de empezar el viaje, pobre.

Gloria nos dijo que le habían dicho que el nombre del color turquesa venía precisamente por el color del mar en la costa de Turquía que íbamos a ver, y es que es verdad que tiene un color intenso, así que teníamos muchas ganas de llegar a la playa.

Nos fuimos para Olympos y la Quimera, que era nuestro primer destino y el señor del hotel llamó para darles la dirección para que enviasen la maleta cuando la encontrasen, en fin.

Los cuatro íbamos matados, Gloria había volado de noche, con escala en Praga, y nosotros tres veníamos de una noche de autocar durilla, pero decidimos llegar e ir directos a la playa. Salimos con 100 liras para los cuatro, porque solo íbamos a comer algo y volveríamos para la siesta. Pero bueno, nos pusimos a andar por la playa, comimos en un restaurante donde dejamos las bicis y decidimos ir para Olympos a ver las ruinas y las casas en los árboles.

IMG_0068

IMG_0075

IMG_0081

IMG_0084

Caminamos por la playa, que era de piedras y nos costó un rato y llegamos a las ruinas de Olympos, nos colamos, porque no nos pidieron billete y al principio no sabíamos ni si eran las de Olympos u otras. Poco a poco fuimos descubriendo ruinas y nos encantó.

IMG_0092

IMG_0094

IMG_0103

IMG_0106

IMG_0113

De las ruinas, salimos por el otro lado y fuimos a tomar algo a los sitios de bungalows y casas en el árbol para ver el ambientillo. Fue entonces cuando descubrimos que estábamos a 25 km de nuestra guesthouse, en fin, parece ser que por la playa se va recto, pero que la carretera da mucha vuelta. Así que nos vimos sin dinero y queríamos reservar también el crucero para los días siguientes. El sitio de bungalows, hacía una excursión esa noche a las llamas de la Quimera, cerca de nuestro alojamiento y nos ofrecieron luego dejarnos en casa. Matábamos dos pájaros de un tiro, cenamos allí y nos llevaron a la llama, reservamos el crucero… todo sin un duro, así que luego cuando nos acercaran ya pagaríamos. Además nos acercarían a las bicis, que habíamos abandonado horas antes en el restaurante donde habíamos comido.

Nos metieron en un minibus y nos llevaron a la llama, una hora para llegar, buf, y luego allí nos dice el conductor que nos vemos en una hora, nosotros creíamos que era un minuto, la llama, la foto y para casa, pero había que subir bastante cuesta para llegar a las llamas, sorpresa total y en chancletas de playa… además de lo reventados que estábamos.

Fue genial, con las linternas por mitad de la montaña y cuando llegamos a la roca con las llamas, alucinamos, es un sitio mágico, es un efecto rarísimo. Se supone que es donde los atletas olímpicos venían a encender la antorcha olímpica. Hay muchos mitos detrás pero la realidad es que las llamas llevan ardiendo miles de años a causa de las emisiones de metano.

Es difícil hacer fotos guays con tan poca luz, Gloria y yo intentamos ayudarnos con las linternas, pero fue un fracaso, jeje.

IMG_0144

Un hombre estaba asando pitufos de nube con un palo y nos dio uno a probar, una ilusión, aunque estaba demasiado dulce para mí.

IMG_0161

IMG_0165

IMG_0172

Por fin llegamos al hotel con las bicis y todo casi a la una de la mañana, habíamos hecho triatlón total (nadar, montaña y bici) Gloria ya se veía que no aguantaba, jeje, si el primer día le hicimos el reventón total…

Al día siguiente nos levantamos y nos pusieron un desayuno buenísimo en la guesthouse que estábamos, Caretta Caretta Pansiyon, y nos repusimos un poco. Gloria tenía trabajo que hacer y mientras los chicos se fueron a la playa, nosotras nos quedamos en el hotel, nos dijeron que habían encontrado la maleta y que llegaría a lo largo del día.
Por la noche fuimos a cenar y con la linterna volvimos a cruzar la playa y las ruinas para ir a la zona del ambientillo a tomar algo. Nos tomamos algo en el bar de uno de los bungalows y bailamos, súper chulo, como a Alberto no le hacían ni caso, nos acercamos Gloria y yo a pedir y tardamos un minuto.

IMG_0178

IMG_0183

IMG_0185

IMG_0194

IMG_0197
Lo estábamos dando todo, pero Alberto es abuelo total y ya no podía más, jeje.

Al día siguiente a las 10 nos fuimos para el crucero, David muy preocupado por conocer a nuestros compañeros de viaje, cuando nos dijeron que era una familia francesa, decidimos cambiarlo porque habíamos preguntado explícitamente quién vendría y tal, y sobre todo David tenía ganas de gente más joven, que tiene 24 años, jo. Al final, un poco de nervios y tal, pero se consiguió arreglar, saliendo desde 50 km más tarde y haciendo solo dos noches. En este barco había dos chicas españolas más, como 5 australianos, tres chicas canadienses y dos coreanas, las mejores, súper divertidas. Pasamos la tarde bañándonos, me apunté a una cadena de masajes… luego cenamos y de charleta, Alberto conoció a la otra única persona del mundo que viaja con el ajedrez encima, Duncan, uno de los australianos, jeje.

IMG_0203

IMG_0209

IMG_0214
La comida buenísima

IMG_0246

IMG_0217

IMG_0224

IMG_0221

Pasamos la noche un poco regular, porque había mala mar y el barco se movía un montón, encima, a las 4 de la mañana el barco arrancó y se fue de donde estábamos, yo creí que por emergencia porque hacía demasiado viento. Casi todos dormían arriba, pero Gloria y yo estábamos en la habitación, y es que parecía una coctelera, cómo se movía!!! Yo recordé que Alberto estaba durmiendo en una esquinita y pensé que con lo que se movía el barco, se iba a caer, así que subí a despertarlo y decirle que bajase si quería, pero cuando subí en su sitio no había nadie, qué susto! Me puse a buscarlo por entre la gente durmiendo y ya dije en alto “Alberto???” y se levantó una mano, como en clase, rollo “presente”, menos mal que no se había caído.

La cosa es que el movimiento fue a peor y Gloria se puso malísima, pero mala, vomitando la pobre. Cuando el barco paró para desayunar y bañarnos en una playa, nos bajamos directamente a la orilla a ver si la tierra firme ayudaba, pero a la vuelta al barco, seguía mareadísima. Así que decidimos que nos teníamos que ir, aunque antes de que llegase la hora de irse, Gloria se sintió mejor, pero no nos podíamos arriesgar. La recuperación vino acompañada con el poder comer algo y justo vino una barquita y se acercó ofreciendo Gozlemes de nutella y plátano (es parecido a un crepe), así que eso salvó a Gloria, jeje.

IMG_0243

IMG_0244

Haciendo los gozlemes en el acto, buenísimos.

IMG_0247
En plena recuperación.

IMG_0252

Nos llevaron a Oludeniz, que está al lado de Fethiye y cogimos unos bungalows en primera línea de laguna, súper chulo y barato, así que hicimos un día y medio de vagueo en la playita total.

IMG_0258

IMG_0261

IMG_0263

IMG_0264


Capadoccia

Posted on

El viaje de Kelardasht a Capadoccia fue interminable, al final 26 horas entre unas cosas y otras, aunque pasando la tarde en Teherán en casa de Sahar y saliendo a cenar en medio, jeje.
Pero por fin llegamos a Capadoccia, y yo aluciné nada más llegar con lo súper bonito que era. El primer día solo fuimos a dar un paseo y subimos la montaña para ver atardecer desde un mirador, y ya nos encantó.
Nos quedamos en Goreme, y creo que es el sitio donde hay que quedarse, el pueblo es súper turístico, pero es una monada, hay millones de hoteles bonitos, un fotógrafo encontraría material infinito para la Bioguía (que yo los sigo en Facebook y ponen las fotos de los sitios más bonitos del mundo).

IMG_9758

IMG_9778

Nos quedamos, el Dream cave, el hotel estaba genial, nuestra habitación era una cueva y estuvimos súper a gusto, el desayuno genial… y bien de precio. Y allí nos explicaron un poco como están organizadas las cosas que hacer en Capadoccia, y es que está todo como súper organizado para el turismo. Así que había varios tours, el rojo, el verde, el azul y el amarillo. Y valían unos 40 euros por persona cada uno, pero además de ser mucha pasta, a nosotros el rollo tour tampoco nos va, así que decidimos que cogeríamos unas motos y haríamos el rojo, que es el más guay y el verde. Y también nos enseñó diferentes compañías de globos, la más barata que tenía era Universal, por 100 euros, y aunque Alberto no estaba convencido, porque es mucha pasta, yo insistí y lo reservamos, así que al día siguiente, a las 4 de la mañana en pie, jeje.

IMG_9983
La puerta del medio era nuestra habitación escarbada en la roca.

IMG_9984
Las vistas desde la terracita.

Nos levantamos con la torta, nos subieron en una furgo y nos llevaron a desayunar, en el desayuno conocimos a los otros dos chicos que venían de nuestro hotel, David y Bianca, creíamos que eran una pareja muy bonita, pero resultó que se habían conocido el día de antes, jeje. Hacían una buena no-pareja, qué penita, jeje.

El tema es que nos tuvieron rato esperando, no entendíamos el madrugón y es que resultó que había mucho viento y la torre no permitía volar ese día, un pena, sobre todo para Bianca que era su último día. Nosotros teníamos otra oportunidad todavía, a ver.
Bianca y David se apuntaron al plan de la moto, así que empezamos ese día por hacer el recorrido verde, que era más largo, pero madre mía, largo largo, jeje.

IMG_9791
Estos son David y Bianca, nuestros compañeros!!!

IMG_9786

IMG_9790

IMG_9797
Cosas que pasan en la carretera en Capadoccia…

Fuimos también a ver una ciudad subterránea, más impresionante y laberíntica que la que habíamos visto en Kashan.

IMG_9804

IMG_9820

IMG_9826

Nos tuvimos que volver veinticinco kilómetros antes de donde queríamos llegar porque hacía muuuuucho viento, y con la moto… pero a cambio nos bañamos con los aspersores y nos tomamos algo en el mejor sitio del mundo, el Caveman, que no había ni camarero, así que hicimos self service, pero unas vistas, y nos hicimos unas fotos de recuerdo.

IMG_9843

IMG_9866

Y nos despedimos de Bianca, snif snif, pero mejores amigas en un día, jejeje.

Al día siguiente, volvimos al madrugón y a intentar lo del globo, y aunque empezó todo con retraso y nos temimos lo peor, nos hicieron esperar, pero volamos!!! Lo mejor del mundo, me encantó, las vistas son impresionantísimas, los globos preciosos… Una experiencia súper recomendable, la verdad.

IMG_9879

IMG_9882

IMG_9894

IMG_9885

P1060208

P1060226

IMG_9903

IMG_9926

IMG_9951

IMG_9908
El globo subía y bajaba y te acercabas un montón.

IMG_9954

IMG_9955

El aparato a mí me impresionó y todo novísimo, se siente uno muy seguro, es como flotar.

El capitán al final además nos dio una medalla a cada uno y una copita de “champán”

IMG_9976

IMG_9978
Se siente uno como si hubiera ganado una medalla olímpica, jeje.

IMG_9980

Y al día siguiente, Alberto y yo volvimos a coger las motos y a hacer rutilla, David cogió las bicis con otros amigos, pero nos encontramos en un mirado.

IMG_9985

IMG_9992

IMG_0009

IMG_0012

IMG_0017

IMG_0026

IMG_0048

IMG_0056

IMG_0064

Capadocia nos encantó y es que las fotos hablan por sí solas, y eso que yo no hago buenas fotos, la verdad.