Macao

Posted on

En Guangzhou, donde ahora vive Jaime, el hermano de Alberto, quedamos también con sus papis. Ellos llegaron a Guangzhou un par de horas más tarde que nosotros, así que desde la estación de tren, los fuimos a buscar. Pero como estuvimos solo un día en Guangzhou y luego volveremos. Lo de Guangzhou os lo cuento en otro post más adelante.

De Guangzhou nos fuimos para Macao y desde allí a Hong Kong. Es rarísimo, porque los dos sitios se supone que son de China, pero sin embargo hay frontera, y tuvimos que sacar la visa con doble entrada para poder salir y volver a China.

Yo debo reconocer que Macao no me sonaba de nada, pero Alberto me decía que había ganado a las Vegas en el tema de casinos y tal. Yo solo conocía gente que había estado en Hong Kong y a todo el mundo le había gustado mucho, pero ¿en Macao?…
Money, la chica china que conocimos en los pandas, nos dijo que Hong Kong no tenía nada de especial, que lo chulo era Macao. Después de haber seguido sus recomendaciones en Chengdu y haber ido a las zonas reconstruidas, me esperaba que Macao sería un poco así.

Sin embargo, después de haber estado en Macao, creo que lo que hacía que para ella fuese muuucho mejor Macao, es porque es muy diferente, se nota mucho la influencia portuguesa, en el casco histórico, pero también la influencia china, porque había milloooones de personas.

La llegada a Macao fue un poco agotadora, porque en la frontera perdimos un poco de tiempo. No teníamos hotel, porque los precios en internet salían por unos 150 euros, pero sin embargo encontramos webs con cosas algo más baratas pero no dejaban reservar. En fin, yo había leído en la Lonely que en la calle Felicidad (que nombre tan bonito) había varias posibilidades de alojamiento algo más económico. Así que en dos taxis nos fuimos directos para allí y primero fuimos al que la Lonely ponía como el más barato y el que mejor relación calidad-precio tenía, el San Va Hospedaria. Pues llegamos, con la fortuna de que tenían habitación, por unos 45 euros, pero qué habitación!!!!

Ahora lo hemos bautizado como el pajar, porque ni siquiera tenía techo. Las habitaciones eran espacios divididos con plafones de madera, muy decadente. Si había un agujero en la pared, pues un poco de cinta aislante… chapucero total.

Sol y Alberto (el padre de Alberto también se llama Alberto) no sabían donde meterse, pobres. Alberto y yo encima pensábamos que era el hotel más caro en el que hemos estado en el viaje y a la vez el más cutre. Os dejo unas fotillos.

IMG_6139

IMG_6141

IMG_6139
Este era el armario, jeje.

Luego después del shock fuimos a comer, muchas emociones, Sol no sabía si reír o llorar, jeje. Fuimos a comer unas tapas chinas, en la foto, Sol y Alberto todavía se ayudaban de los tenedores, ahora son ya profesionales del palillo.

IMG_6114

Estuvimos en la plaza del Senado, que Sol había visto en internet fotos y decía que era muy chula, con el suelo como de mosaico… el tema es que con tantos chinos, cambiaba mucho la foto, pero estaba bien. Y la placita de la catedral.

IMG_6120

IMG_6123

Y luego fuimos a ver las ruinas de Sant Paul, la calle que llegaba hasta allí era la típica calle comercial mona, pero había taaanta gente, si miráis la foto, veréis que solo hay espacio delante de nosotros, porque nosotros no paseamos comiéndonos. Estaban haciendo un festival del medioambiente, pero lo que más llamaba la atención, es que había unos policías como de 14 años.

IMG_6124

IMG_6128 2

IMG_6131

IMG_6135

Y luego Alberto y yo nos acercamos para la zona de San Lázaro y a descansar un ratito al pajar, jejejeje.

IMG_6136

Y cuando salimos por la noche dispuestos a ir a ver los casinos, simplemente alucinamos, además que el primero, el Grand Lisboa, es que estaba al ladito y de día si habíamos pasado con el taxi y tal yo ni me había enterado, por la noche sin embargo es imposible que te pase desapercibido, qué luces!!!

IMG_6150

Es el casino más ochentero y tal, no tiene nada de especial, bueno, sí, que el edificio es como una flor de loto enorme, que es el más grande (4 plantas…), en fin, nada del otro mundo, jajajaja. Yo me hice la foto obligatoria, medio de estrangis, pero me vieron y no me dijeron nada.

IMG_6157

Luego le habían dicho a Jaime que fuésemos también a ver el MGM, y este era de lujo total, dorados, brillantes.

IMG_6183

IMG_6188

Pero el alucine total fue cuando entramos a una sala dedicada al fondo marino, con un acuario brutal que tenía peces mariposa, peces murciélago, mil tipos más e incluso un par de rayas y alguna morena. Todo rodeado como de columnas de coral y luego toda la sala con sirenas, algas, medusas…

IMG_6163

IMG_6169

Y del MGM nos fuimos al más famoso, que es el Venecia, que tiene una réplica con los canales… El casino brutal, pero ya no dejaba de ser uno más, pero los canales, las góndolas… Nosotros fuimos tarde y las góndolas estaban aparcadas, pero también gracias a eso, no había nadie y nos encantó, no se puede describir, está hecho chulísimo y conforme íbamos paseando, iba anocheciendo o haciéndose más de día, una pasada, con todos los detalles, hasta había una pequeña plaza San Marcos con su torre del reloj.

IMG_6191

IMG_6195

IMG_6198

IMG_6208

Luego jugaron algún euro a alguna máquina y ganaron… 34 céntimos, jajaja.

IMG_6216

Así que nos fuimos directos del lujo obsceno de los casinos, de la maravilla del Venecia, a nuestro pajar a dormir, y a Sol por la noche la atacaron los bichitos y le picaba todo.

Preparados para irnos para Hong Kong al día siguiente, un solo día en Macao, pero con muchas emociones.


Las tres gargantas

Posted on

Desde el albergue genial de Chengdu contratamo por fin la excursión por el río Yangtze, un crucero de 3 días/2 noches por el río para ver las tres gargantas.
Yo, que soy inculta total y más en geografía y estas cosas, conocía el lugar porque a mi padre era uno de esos sitios que le había llamado la atención, por la absurdidez de los números (km, litros, personas desalojadas, energía que genera…).
Así que en este crucero había un micro homenaje, a él le hubiese encantado, estoy segura, y siempre me acordaré de una foto maravillosa del pantano de Contreras (lo primero que veíamos en la entrada en la provincia de Cuenca y cuando ya tan contentos nos poníamos porque quedaba menos para llegar y a partir de ahí el camino era diferente). Pues salió en el periódico una foto de este pantano maravilloso y mi padre la miraba y la miraba y decía “parecen las tres gargantas de China”.
Años después, la vida me lleva por “casualidad” a ver las famosas tres gargantas y no he podido evitar todo el camino decir “es igual que Cuenca”, porque os lo prometo, lo es. En una escala superior (lo de Cuenca al lado sería la maqueta) pero el paisaje, el río, las paredes, la vegetación… era Cuenca. Me acordaba de mi amiga Silvia la gallega de Edimburgo, que cuando fuimos a Noruega, no paraba de decir que los fiordos eran igualitos que las Rías Altas.

Yo cuando supe que íbamos a China, lo primero era intentar ver pandas y lo segundo, intentar ver las tres gargantas. Pero miramos en internet y los precios eran absurdos, no veíamos nada por menos de 300-400 euros, y nosotros no podemos gastar eso en 3 días. Pero en la Lonely planet, venían los precios y descubrimos que había diferentes “clases” de cruceros. Los caros son los que llaman cruceros internacionales, pero había otros chinos, bastante más baratos. Y por fin, en el albergue de Chengdu conseguimos ver precios más asequibles. Al final conseguimos el crucero en habitación doble por unos 80 y pico euros, y luego pagamos 40 y pico más por las excursiones. Porque habíamos leído que merecía mucho la pena coger luego un día un barquito más pequeño y movernos por las “three little gorges”, y al final nos animamos también a ver la presa y las otras chorradillas.

Estábamos emocionados con el crucero, y de Chengdu fuimos a Chongquing, donde nos vinieron a buscar y nos llevaron a la agencia desde donde salía el autobús para Wanzhou (hay gente que hace un día más de crucero, pero lo valoramos y nos pareció que no merecía la pena). En la agencia conocimos a otro guiri, Claude, un chico suizo muy majo, y nos hablaron de un holandés (eso entendí yo) que llevaba 8 meses viajando por China. Así que estábamos encantados, dando por hecho que estaría estudiando chino y así nos podría ayudar a pedir comida y entendernos mínimamente porque en el barco chino no suele hablar nadie inglés, pero el holandés no aparecía.

Llegamos al barco ya de noche, sobre las 9, y a las 11 nos pararon a hacer la primera visita, era un templo, pero por los neones rojos cualquiera hubiera dicho que parecía otra cosa.

IMG_5850

IMG_5855

Y este era el pequeño pueblecito en el que estaba. Los “pequeños” pueblos chinos, jeje.

IMG_5849

Al volver nos fuimos a dormir, ya era tarde, yo encima me quedé leyendo porque mi libro estaba muuuuy interesante, sin saber que a las 5.30 de la mañana el altavoz que estaba frente a nuestra habitación empezaría a sonar, no me quiero imaginar como será en el ejército, pero una china a grito pelado, diciendo quien sabe qué y luego nos dejaron el hilo musical. Resulta que a las 8 o así tenían una excursión voluntaria, que no hicimos porque era carilla y no parecía interesante. Así que los despertaron 2 horas y media antes!!!!!! Para matarlos.

Luego estuvimos por el barco y por fin conocimos a la leyenda, Djuna, resultó ser holandesa, no holandés, y resultó que estaba viajando en total 8 meses como nosotros, 2 en China, no hablaba Chino, pero era majísima. Fuimos a desayunar un buen arroz y noodles con ella y luego se unió también Claude, ya teníamos pandilla, los 4 guiris, luego además había un chino que hablaba inglés y que se hacía muuuuucho el encontradizo, para practicar, jejeje, más lindo.

IMG_5860
Muy contenta, aunque hubiera matado a la del altavoz, jeje.

Los cuatro hicimos la excursión de las “three little gorges” y estuvo genial, conseguimos mesa arriba, con sombrillita y viendo ese paisaje maravilloso tomando un tecito, estuvo genial.

IMG_5865

IMG_5863

IMG_5868

Luego nos cambiaron a una pequeña barca y dimos otro paseíto, nos disfrazamos y todo, jeje.

IMG_5893

IMG_5902

En este barquito conocimos a una china embarazada de seis meses que hacía la excursión sola, luego me explicó un drama la pobre, en fin.

IMG_5904

Luego a la vuelta, una puesta de sol desde la parte de atrás del barco, con un tecito, qué más se puede pedir…

IMG_5917

Y por la noche una partidita de cartas, ideal, lo pasamos bomba. Por cierto, mirad bien a Claude, el pobre Zhang lo confundió con Alberto, porque nos ven a todos iguales, jejeje.

IMG_5922

Al día siguiente, Alberto y yo fuimos a primerísima hora a otra excursión, en esta éramos los únicos guiris. Nos llevaron en un barco dragón a una plataforma flotante medio kilómetro, brutal.

IMG_5928

IMG_5945

IMG_5941

IMG_5948

Luego volvimos por un paseo fluvial enganchado a la roca (como el de Cuenca, jeje) y vimos una roca sagrada (eso nos lo explicó nuestro querido Zhang, claro).

IMG_5948

IMG_5958

IMG_5962

Y luego nos hicieron un teatrillo bastante cutre, que aunque estuve muy atenta no pille ni de que iba, en fin.

IMG_5979

Volvimos al barco y nos llevaron ya al final de nuestro recorrido, la excursión a la presa fue un poco decepcionante, porque solo la ves por fuera, no entras ni nada, pero bueno, los datos brutales. La presa en sí tiene como 2,3 kilómetros de largo, 195 metros de alto, y de grosor 15 metros en la parte superior, y 100 y pico en la parte inferior, brutal. Pero es que el agua que sujeta es un pantano de 600 km de largo y da energía equivalente a 18 plantas nucleares!!!! Y para hacerla solo tuvieron que echar de sus casas a casi millón y medio de personas, que eso aquí no es naaada, jeje.

IMG_6007

IMG_6015

IMG_6033

IMG_6045

Conocimos también a otro señor de 80 años que hablaba inglés (¿en España existe alguien de esa edad que hable inglés?), un hombre encantador, geólogo, que cuando quiso hacer su tesis, descubrió que si no se ponía con el inglés no podía leer los documentos que necesitaba, y al final acabó siendo profesor de inglés.

IMG_6049

Luego nos llevaron en un autobús a Yichang, ciudad donde acababa todo y desde donde teníamos que coger el tren (nosotros para bajar al sur, que ya llegaban los padres de Alberto!!!), justo en mitad de la ciudad, el autobús fue a girar a la derecha y se comió un taxi!!!! En fin, nosotros que teníamos que coger el tren los cuatro, Claude el primero, solo queríamos recuperar nuestras maletas, locura total. Pero las conseguimos y nos metimos en un taxi sin maletero los cuatro con todas las mochilonas, jeje.

IMG_6053

Así que para Guanzhou a ver a Jaime y a los papis de Alberto!!!
En el próximo post ya somos 5.


Chengdu!!!!

Posted on

El motivo principal por el que vinimos a Chengdu fue para ver pandas. Yo no me resignaba a venir a China y no ver pandas. El panda es uno de mis animales favoritos y seguramente mi animal totémico, es decir, el animal que más me representa.

La primera vez que oí hablar del animal totémico fue a Alberto, me contó que los boy scouts hacen como una ceremonia en la que el grupo le asigna a cada uno un animal totémico junto a un adjetivo. Y él me dijo que yo era pingüino, la verdad es que me sentía muuuuy pingüino (casualmente, seguro que no es casualidad, uno de mis animales favoritos). Algún año después en un curso maravilloso de PNL la profesora nos explicó que podíamos tener un animal de fuerza, una especie también de totem, y para colmo de los colmos en el libro de texto de 3º de la ESO de Barcanova, libro que hace 3 años que utilizo en clase, la primera lectura es un fragmento de “La ciudad de las bestias” de Isabel Allende, en la que el protagonista descubre que el puma es su animal totémico. Y trabajamos en clase el totem, algunos de los alumnos lo encuentran, porque a veces es muy obvio, otros no.

La cosa es que yo era muy pingüino, pero con el tiempo uno va evolucionando, y no sé muy bien cómo, cada vez me sentía más panda. Seguramente por el curso de PNL y la reflexión del animal de fuerza. El panda me inspira un montón de tranquilidad, así que ya puede estar acabándose el mundo, que ellos siguen sentados con su bambú en mano. Así que yo para no ser tan nerviosa, cuando las situaciones me superan, muchas veces me imagino con mi bambú y funciona, jeje. (Pensaréis que estoy loca…)

Pero claro yo soy alborotada y polvorilla por naturaleza, así que no podía ser panda cien por cien, hasta que vi la película de Kung Fu panda, y descubrí que mi tótem es panda peleón, paso de la tranquilidad total al ataque en un minuto. Y para colmo, Alberto encontró un videojuego nuevo que iba a salir y en el tráiler había un panda peleón, “Pandaria”, y soy taaaaan yo. El tráiler es horrible y seguramente el videojuego también, pero ese panda peleón… jejejeje.

Ahora entenderéis porque mi pasión por los pandas, por todo esto, porque me siento súper identificada, y porque son lo más bonito del mundo (que es por lo que a todo el mundo le gustan, claro). Pero ese día que pasamos con los pandas… podía mirarlos horas, porque hasta como se mueven (súper torpes), son como yo.

En fin, llegamos a Chengdu hacia el mediodía y la ciudad es famosa por sus teahouses, así que esa tarde solo queríamos ir a tomar un buen té. Para nuestra sorpresa, por el desconocimiento total, Chengdu resultó ser una ciudad brutal de millones de habitantes, de rascacielos, de tiendas pijas… íbamos caminando hacia el people’s park (allí había teterías) y nos sentíamos absolutamente en la 5ª avenida, una pasada.

IMG_5627

Cuando llegamos al parque, había un montón de teterías alrededor de un pequeño lago. Pedimos un té y rápidamente se acercaron a ofrecernos algo, rápidamente dijimos que no, ni idea de qué querían. Pero la pareja de la mesa de al lado, de Singapur, nos dijeron que querían limpiarnos los oídos y que era una experiencia inolvidable, ellos habían venido expresamente a eso, que lo teníamos que hacer, yo lo había leído en la guía también. Así que fueron a buscarlos para que nos limpiasen los oídos. Ataviados con una linterna de minero y un montón de aparatejos, se pusieron manos a la obra, en mitad de la terraza, con todas las otras mesas con gente tomando el té. Raro raro, jeje. Sobre todo cuando al final te meten el “bastoncillo” (por llamarlo de alguna manera) y con unas pinzas lo golpean de manera que por la vibración, se convierte en una especie de cepillo eléctrico. Raro o no raro????

IMG_5631

Luego nosotros seguimos con nuestro té. En China toman sobre todo té verde, o solo o con jazmín. Siempre ponen las hojas enteras directamente en el agua, y como luego van para abajo, lo beben sin filtros ni nada. En el caso del jazmín, como parece ser que las flores flotan, se ayudan de la tapa para no tragárselas, jeje. Pero lo que para nosotros es más curioso, es que con las mismas hojas hacen mil tés. Es decir, van rellenando el vaso, y sigue estando bueno, tantas veces como quieran, y no parece que se oxida ni nada. En España tú no puedes reciclar una bolsita de té, se nota y está mucho peor, yo lo hice una vez en Edimburgo y mi compañera, Carolyn, me dijo que qué había hecho, se notaba mucho, jeje.

Aquí sin embargo te sientas con tu taza, unas hojitas y un termo enorme, así luego tú te vas rellenando.

IMG_5639

IMG_5645

IMG_5647

IMG_5649
¿Podría o no podría ser Nueva York?

Luego, fuimos a cenar, un plato típico de Chengdu es el hot pot. El hot pot parece ser que es originario de Chongquing, pero aquí tienen una versión propia. Lo puedes pedir picante, no picante o mitad y mitad. Nosotros optamos por la tercera opción, por si las moscas. Esto del hot pot significa que te ponen como el caldo a hervir y tú vas cocinando allí las cosas que quieras. Rollo como una fondue. En este sitio, tú cogías pinchitos y al final te contaban los palitos, como en los restaurantes de tapas vascos, nosotros nos comimos un montón.

Al día siguiente, nos levantamos temprano para coger el bus de las 7 e ir a ver a los pandas. En Chengdú, en las afueras de la ciudad hay un centro en el que viven unos 50 pandas, y también otros tantos pandas rojos, yo no lo había oído nunca, así que no sabía cómo serían. Los pandas, en esto absolutamente al contrario que yo, parece ser que están más activos por la mañana, también porque es la hora en que les dan de comer, jeje. En el bus conocimos a Larissa, una compañera suiza del albergue, muy simpática. Cuando nos bajamos en la parada que nos dijeron, no veíamos lo de los pandas por ningún lado, preguntamos a una chica china, que también iba para allí, así que los cuatro caminamos hasta la puerta y ya decidimos visitarlo juntos. Las chicas estábamos muuuuy emocionadas, Money, la chinita, gritaba, yo un poco también, y al final, hasta Larissa, estuvimos a punto de conseguir que Alberto también diese grititos de la emoción, jeje.

Money llevaba el mapa y nos iba guiando por todo el lugar, preguntando a otras personas… una ayuda, la verdad, porque el sitio es muuy grande. Hicimos el itinerario de 3 horas, y la verdad que yo no me cansaba de ver pandas (Alberto creo que al final un poco sí, jeje).

Os dejo fotos de los pandas que vimos en general, es difícil escoger, pero bueno.

IMG_5658

IMG_5664

IMG_5666

IMG_5669

IMG_5673

IMG_5684
Love is in the air!!! Estamos en época de apareamiento, jeje.

Y mirad qué mono el chiquitito para subir a la plataforma.

IMG_5721
IMG_5722
IMG_5723
Se puede ser más torpe y más lindo????

IMG_5751

Entonces después fuimos a ver los red pandas. Money creía que se llamaban así porque según ella los pandas cuando nacen son rojos!!! jajajaja, pero no, claro, es otro animal, un animal diferente, incluso de diferente familia. El tema es que se descubrieron primero los pandas rojos y se llamaban solamente “panda”, pero cuando descubrieron a los pandas blancos y negros, quisieron llamarlos “pandas”, así que los otros se empezaron a llamar “red pandas”, en fin.

IMG_5797

Son muuucho más pequeños y más parecidos a un mapache que a un oso panda, de hecho podrían ser una especie de zorrillos o gatos, son también muy bonitos. Como son mucho más pequeños se mueven por donde quieren, aunque tienen una zona aislada, es facil que vayan por el camino de las personas, así que los tuvimos verdaderamente cerca, jeje. (Alberto menos, claro, porque el lo de los animales… mejor de lejos, jejeje).

IMG_5784

IMG_5787

IMG_5789

IMG_5795

IMG_5802

Luego nos despedimos de Money y nos fuimos a la ciudad a comer con Larissa. Money nos había recomendado una calle, cuando llegamos allí vimos que era una zona reconstruida, como el barrio antiguo, pero completamente nuevo, jejeje. Esto aquí les gusta mucho. Nos cosas que son bonitas, pero tan poco reales, es bastante Port Aventura, la verdad. En nuestras guías ni salen, pero es donde van ellos de turismo. No para comer, caro y malo, pero para fotos bonitas, parece que estaba todo puesto apropósito, jejeje.

IMG_5814

IMG_5813

Luego estuvimos dos días más en Chengdu bastante de tranquis, fuimos a ver un templo más, que es Wenshu, que nos pareció precioso y justo había monjes budistas cantando y la zona reconstruida de alrededor. En este caso el templo tenía un jardín maravilloso y como llegamo tardecillo, estábamos solos, un paseíto bueno bueno.

IMG_5824

IMG_5828

Y el último día también de tranquis fuimos a otro sitio que nos había recomendado Money, ya sabíamos bastante lo que esperar, era otra zona moníiiisima reconstruída, al final les cogeremos el gsto, jeje.


Xian

Posted on

El tren nocturno estuvo genial, la verdad. Así que llegamos a Xian despejadísimos, pero no hacía muy buen día. Aprovechamos para ir por el centro y ver la drum tower y la bell tower, que debe ser que aquí hay en todas las ciudades, jeje.

IMG_5532

IMG_5531

Luego fuimos hacia el barrio musulmán, a pasear por las callecitas y comer algo. Visitamos también una casa tradicional y allí nos hicieron un show de marionetas, sencillito, pero estuvo gracioso. Son marionetas planas como las de Indonesia.

IMG_5544

Y en la misma casa, nos hicieron otra cata de té, probamos 3 tipos, y la verdad es que estaban buenísimos todos.

IMG_5546

IMG_5549

Al día siguiente fuimos a ver los famosísimos guerreros de terracota de Xian, la verdad que el lugar donde están es gris y poco inspirador, tres pabellones enormes tipo polideportivo. La presentación seguramente se puede mejorar, pero los guerreros son impresionantes. ¿Cómo puede ser que desaparecieran tantos años? ¿Nadie se acordaba? ¿No había escritos? Es un poco como lo de Angkor, son miles de guerreros y no te explicas como simplemente se les acabó olvidando que existían o qué pasó.
Lo más impresionante del tema es que cada uno tiene la cara diferente, evidentemente para nosotros son todos chinos y no percibimos todas las diferencias, jeje, los vemos más o menos iguales a todos, pero si te fijas bien en un grupo, son completamente diferentes, e incluso los cuerpos. Se ve que cada uno estaba representando a un soldado real de la época, a uno con nombres y apellidos. Un trabajo brutal, sin moldes.

Además también hay caballos, se ve que carros enteros, y tenían armas. Estaban pensados con todos los detalles posibles, una pasada.

IMG_5560

IMG_5571

IMG_5577

El camino para llegar a la puerta era guiriland total, y yo me vestí de chinita para hacer un vídeo y unas fotos, jejeje.

IMG_5596

El último día en Xian, lo dedicamos a pasear y montar en tándem por la muralla. Hacia dentro estaba la ciudad “antigua”, pero es que hacia fuera había rascacielos todo el tiempo hasta donde te llegaba la vista. Estamos alucinando con China, en Europa yo creo que no hay ninguna ciudad igual, y aquí llevamos ya tres, jeje.

IMG_5608

IMG_5606

Y por la tarde, un poquito más de barrio musulmán, con su zoco como Marruecos y todo.

IMG_5626

IMG_5555

Y yo descubrí que los botecitos que creía que eran de leche que había por todos los sitios, en realidad era una especie de yoghurt, riquísimos.

IMG_5620

Y por supuesto, en Xian, comimos sus famosos dumplings, que son las empanadillas esas, buenísimas. También probamos otras cositas buenas, jeje.

IMG_5611


Pekín!!!

Posted on

La llegada a China fue brutal, un cambio total. Lo primero que descubrimos de los chinos es que no saben hacer cola e intentan colarse todo el rato, son unos ansias. Una pareja belga que conocimos en el albergue, nos dijo que era porque antes les daban leche en el colegio y no llegaba para todos, así que tonto el último. Pues parece ser que todavía creen que si se van a quedar sin las cosas, y es que son taaaaantos, que podría ser, jeje.
Lo de que hay muchos chinos, ya lo sabemos, pero de verdad, que no os podéis imaginar cuáaaantos chinos hay!!! Y no os podéis imaginar la contaminación que había, vale que estaban como en alerta, pero es que no se veía nada, parecía niebla.

Otra de las cosas que más me llamó la atención es la cantidad de vallas que hay, no se puede cruzar por cualquier lado, está todo vallado, de manera que al final o das la vuelta del siglo o vas por pasos subterráneos, parece que aquí priorizan al automóvil antes que al peatón, y taaaanta valla te hace sentir súper controlado. Al final eres un borrego más que va siguiendo las líneas, las vallas, las indicaciones.
Se fomenta mucho el borreguismo, y el primer día, yo no sabía ni por dónde ir, pero luego ya borrega total, así que no quiero imaginar si es lo que has visto desde niño.
En general el tema del control es exageradísimo, no sé si habrá mucha delincuencia, pero para cualquier cosa tienes que pasar el bolso por los rayos x, un rollo patatero.
Todo el rato sientes que te tienen controlado, en cada albergue, toman tus datos de la visa del pasaporte para pasárselos al gobierno, y así saben por dónde andas, no sé, big brother total.

Pero bueno, después del shock inicial, todavía nos esperaba otro más grande, China nos está pareciendo CARÍIIIIISIMO, en Pekín por dormir en el albergue pagamos como 25 euros la habitación, cuando hasta ahora estábamos pagando unos 10, y por comer perfectamente 8 euros cada uno (que en España a lo mejor os parece bien, pero viniendo de Vietnam…) y lo peor es que por una cerveza es normal pagar 3 euros!!!! incluso en un pub pagamos como 5 y pico por una pinta (que compartimos, claro). Ahora que hemos salido de Pekín y Xián, parece que el tema precios lo volvemos a tener más controlado y estamos pagando como la mitad por todo, menos mal, porque hubo un momento de crisis total, nos sentíamos taaan pobres. Después de no privarnos de nada en el sudeste asiático, aquí no podíamos ni entrar a muchos sitios, porque fácilmente cada entrada pueden ser 10 euros, en fin. Y lo sentarte donde quieres a tomar algo, imposible, hay que mirar bien primero si nos lo podemos permitir… en fin, que hemos vuelto a la triste realidad que nos esperará en España cuando volvamos peladísimos, snif snif.

El primer día en Pekín fuimos a ver la plaza de Tianamén, que creo que el la plaza más grande del mundo, pero como tiene cosas por el medio, la verdad es que no da sensación de plaza. Allí fuimos a ver el mausoleo de Mao Tse Tung, bastante diferente al de Ho Chi Minh, este se veía menos y sobre todo no había millones de colegios visitándolo.

IMG_5386

Luego fuimos a la ciudad prohibida, es brutalmente grande, todo palacetes en una ciudad completa dentro de la propia ciudad. Os dejo algunas fotitos en general de nuestra visitilla.

IMG_5400

Luego salimos por la puerta norte y subimos a un pequeño templo que hay en parque de Jingshan desde donde se veía lo que la contaminación y el tiempo permitía.

IMG_5412

Así que después de nuestra visita, decidimos ir a comer (hora española total entre unas cosas y otras) y no encontrábamos nada, el primer sitio para comer que vimos, resultó que solo tenían carne de burro y el segundo solo vísceras… y un hambre. Al final conseguimos comer, ahora ya nos apañamos un poco más, pero los primeros días, comer era un suplicio, no sabíamos ni qué, ni dónde, porque no visualizábamos bien qué eran sitios para comer, eran tantas cosas nuevas y evidentemente no hay ningún cartel rollo “restaurant”.

Y después fuimos para un centro comercial que nos habían recomendado para comprar mi móvil, en fin, no hice fotos, pero eso sí que fue una experiencia. Un centro comercial de varios edificios y plantas solo con móviles, tablets, cámaras, pero en plan mercadillo guarro, yo no me apañaba nada allí, sin precios marcados, o muy caros… Habíamos hecho un poco de trabajo previo, apuntando teléfonos de marcas chinas que parecía que estaban guays y eran de mi presupuesto (unos 100 euros), pero aunque en ese centro comercial horrible habría cientos de puestecillos de móviles, al final todo se resumía a iphone, samsung y algún lenovo o coolpad. Y no sabíamos si eran de verdad o imitaciones (el precio parecía que de verdad, pero el sitio…). Al final en la tienda oficial de Samsung en el centro, me compré un Samsung de gama baja, el trend duos, rollo el que yo tenía, el Ace 2, pero este no tiene flash, snif snif. Así que no tengo súper móvil chino. Y ahora nos han explicado que la mayoría de las marcas que nosotros habíamos apuntado solamente venden por internet. En fin, que aquí están más avanzados en tooodo.

Por la noche fuimos a un restaurante a comer pato, Alberto ya había estado aquí la otra vez y decía que era el mejor que había comido y la verdad es que el sitio es muy famoso y tienen hasta quiosquillo con patos para llevar. Calculamos que al final entre el restaurante, el bar y el kiosco pueden vender hasta mil patos al día. De la cocina no paraban de salir cocineros con el carrito con el pato. Y estaba buenísimo, además de que te lo cortan todo allí delante de ti y luego la camarera te explica como comerlo en las tortitas esas. Buenísimo. Por si alguien quiere ir es Quanjude, en Qianmen street, tienen algún otro restaurante en la ciudad, lo reconoceréis por el pato de la puerta.

IMG_5427

IMG_5418

IMG_5426
Al salir, fuimos a una tiendecita de té, y nos explicaron mil cosas, estuvimos más de una hora allí, probando diferentes tipos de té y galletitas, con un chico simpatiquísimo que hablaba inglés. Parecía que estaba jugando a las casitas, con todos los aparatillos minúsculos del té. Me encantó.

IMG_5441

El día siguiente, fuimos a ver el templo del cielo, enooorme, como todo aquí y a dar un paseo por los hutongs, que había un ambientazo por la tarde-noche. Ese día también comimos tarde y ya buscando desesperadamente cerca del templo Lama, para al acabar de comer e ir al templo, descubrir que cerraban a las 4, en fin… El paseo por los hutongs, la bell tower y la drum tower nos hizo olvidar ese detalle.

IMG_5450

IMG_5467

El último día en Pekín era para visitar la gran muralla, ya que como nosotros iremos hacia el sur, es en el lugar que más cercanos a la muralla estaríamos. Desde el albergue organizaban el viaje de un día por 30 euros, nosotros todavía en shock con los precios, decidimos montarlo por nuestra cuenta y así que nos costase la mitad. Lo que pasa es que fuimos al sitio máaaaas turístico de la muralla y estaba llenito llenito, porque además era sábado, no nos habíamos dado cuenta. Media China estaba ese día en ese sitio viendo la muralla, lo más guiri del mundo podría parecer, sin embargo no vimos a otros guiris, así que seguramente fuimos al sitio más local a ver la muralla, jejeje. Pero yo eché de menos estar un poco más solos, la verdad.

Para empezar en el sitio este súper turístico había millones de chiringuitos, pero es que tenían hasta fosas con osos, no me preguntéis por qué, y para subir a la muralla se podía hacer en una especie de atracción de feria, una locura total, surrealista. La muralla bonita, lo que mucha gente y el paisaje no muy verde todavía, habrá que volver para verla en otra zona un poco más recóndita, jeje.

IMG_5475

IMG_5480
Como podéis ver a Alberto se le coló uno entre él y yo, jejeje, son profesionales del colarse.

Como volvimos temprano, nos dio tiempo a ver el templo Lama y desquitarnos del problema horario del día anterior. Yo nunca había visto tanto incienso junto, y la verdad es que me gustó mucho.

IMG_5514

IMG_5523

Y después de todo, cogimos nuestro primer tren nocturno para Xián. Como no había billetes para “hardsleeper”, fuimos en “primera” así que un lujo total.

IMG_5529

Este post ha sido un poco largo, no sé si habréis llegado hasta aquí, pero en breve os cuento un poquito qué tal por Xian y en general por China.


Hanoi!!!

Posted on

En Hanoi entre unas cosas y otras estuvimos como 5 días, y la verdad, es que yo creo que no da para tanto. Los primeros dos días estábamos con el lío del pasaporte, un día a embajadas de España y China, otro día a esperar que llegase en un autobús a una agencia, en fin. Dos días deambulando por la ciudad y comprando tonterías, porque comprar debe ser muy terapéutico, y entre que yo me veía ya volviendo a España por lo del pasaporte y tal, nos dedicamos a comprar chorradas, en fin. Como al final se solucionó todo, pues tuvimos que mandar un paquete a casa con todo, jejeje. A ver entre los farolillos y tal había que hacerlo y luego cada kilo extra no subía mucho el precio, así que… En correos se morían de la risa por nuestra caja, que si los gorros cónicos, los farolillos, una raqueta matamosquitos… Porque lo tienes que meter delante de ellos, que van revisando todo.

Pero bueno, al volver de Halong Bay ya nos dedicamos un poco más al turisteo. Descubrimos que esos días que deambulábamos por el centro histórico habíamos pasado por la puerta de muchas de las atracciones turísticas, pero es que ni las veíamos, la verdad.

De todas formas las cosas a visitar eran pequeños templos, casitas… tampoco muy impresionante. De Hanoi nos quedamos con el lago, tiene varios, es una ciudad con mucha agua, pero hay uno que es como el principal en el centro.

En esa segunda etapa volvimos a ver a Muner, el chico de Cadaqués y pasamos un día buenísimo con él, de paseíto, cafecito… El café en Vietnam es muy famoso, y aquí lo hacen de manera diferente, ponen como una cafeterita encima de la taza que va filtrando el café, que ya cae directamente en la taza. Yo que nunca bebo café me bebí dos y luego lo notaba… Volver a ver a Muner fue genial, hablamos de mil cosas, y ya tenemos ganas de verlo otra vez, la verdad. Así que en septiembre en Barcelona seguimos charlando.

IMG_5359

DSC05302
Sí, había un peluquero en mitad de la calle, debajo de un puente, jeje, luego todavía vimos a otro, genial genial.

IMG_5360

IMG_5365

DSC05319

Al día siguiente fuimos a ver el mausoleo de Ho Chi Minh, su casa, su museo… En fin, me hicieron cubrirme las piernas, como si fuese algo religioso, tampoco es que fuese yo súper corta, pero bueno, me sentó un poco mal, pero que se le va a hacer.
Yo nunca había estado en un sitio así (ahora ya he estado en dos, porque en Pekín fuimos también a ver el de Mao, jeje), es entre solemne y cutre, y sobre todo muuuuy raro. El pobre hombre seco allí con una iluminación naranja en cara y manos, parece de cera y fluorescente. El resto de la zona con la casita, la one pilar pagoda y tal, pues una visita agradable.

IMG_5369

Por la noche fuimos a cenar con dos chicas escocesas del barco, muy muy majas, Nicola y Helen. Que también se iban al día siguiente de Vietnam, y con Helen compartimos el taxi al aeropuerto porque se iba muy temprano también.

IMG_5368

Adiós Vietnam, nihao China!!!


Halong Bay!!!

Posted on

Uno de los lugares más famosos de Vietnam es la bahía de Halong Bay, yo reconozco que no la conocía, en fin, lo que es la incultura, jeje.

Pero bueno, el caso es que Alberto decía que teníamos que ir, que él estuvo la otra vez, y decía que era muy bonito, y duermes en el barquito en un camarote y tal. Así que miramos un poco en las agencias, y al final en la propia recepción del hotel, reservamos el viaje, de 2 días, 1 noche.

El viaje fue una locura total, pero súper divertido, que es lo importante. Era el barco de los líos total, porque la desorganización era tremenda. En el puerto nos esperaba un guía, pero había millones de turistas, todos perdidísimos, el guía no tenía ni una lista con los que tenían que ir con él, pero bueno. Al final nos subieron a unos pocos a un barco y la verdad es que nuestros compañeros eran muy majos. Como llovía, yo tenía los pies mojados, y estaba deseando que nos dieran la habitación para poderme secar los pies y ponerme unas bambas, pero no nos dieron la habitación hasta por la tarde.

Nos llevaron a ver una cueva, bonita, pero demasiada gente y dentro con luces de discoteca total, nosotros llevábamos la cámara sin batería, así que no hay fotos, jejeje.

En el barco conocimos a un montón de gente, esa fue la mejor experiencia, había una pareja rusa de viaje de novios, una pareja chilena, unos amigos de Argentina y Chile, un danés, dos chicas escocesas, una familia de Taiwan, un japonés y luego vinieron unos italianos. La compañía fue inmejorable, y eso es lo más importante.

Era el barco de los líos, porque casi todo el mundo tenía un problema. Había una habitación que no tenía llave, otra que olía fatal, la nuestra tenía una gotera (podía ser peor, jeje) y luego historias muuuuucho peores. Como que el pobre japonés, sordomudo, no había entendido que había que dormir en el barco, así que él quería volver a dormir a Hanoi, pero no era posible, espero que no tuviese algo muy urgente o importante que hacer allí, pobre.

Hicimos otra parada para hacer kayak, que es donde recogimos a los italianos, pero resulta que se equivocaron de barco, ellos habían pagado cuatro veces más que nosotros, porque habían contratado un barco de lujo, sin embargo, por error, los habían metido en el nuestro, la verdad que se lo tomaron muy bien, qué remedio, y al día siguiente consiguieron que les devolviesen el dinero. Porque su programa de lujo incluía cosas como masajes, curso de cocina, pesca, karaoke… y nuestro barco la comida y poco más.

Lo peor seguramente tampoco fue el desastre de la organización, o que el guía fuese tan tonto, lo peor fue que no hacía muy buen tiempo y no se podía ver mucho por la niebla y tal, parecía que estábamos en Noruega más que en Vietnam, pero bueno, más romántico, no? jeje

Os dejo algunas fotos, súper triste que no hicimos foto con los compis, joooooo.

IMG_5347

IMG_5352

IMG_5342

Así nos movieron, como las sardinas, jeje.

IMG_5358

En general, yo no valgo para los viajes organizados, pero en este caso, es que sentí que nos trataban un poco como a borregos, no nos explicaban nada, el guía solo daba órdenes, era como estar en una excursión del cole o algo así, no sé.

Ahora mirando cositas de China, nos encantaría ir a las tres gargantas, pero me da miedo que el viaje en barco sea un poco así, demasiado masificado y lo que es peor, es que por ahora solo hemos encontrado precios carísimos, así que no sé si vamos a poder ir o habrá que dejarlo para otro viaje. A ver…


Hue, me han robado el bolso!!!!

Posted on

Para ir de Hoi An a Hue cogimos el open bus, que es ese autobús que recorre Vietnam de sur a norte y en el que te bajas y te subes cuando quieres. En la parada conocimos a Muner, un chico de Cadaqués súuuuper majo. Yo aluciné con el bus, porque es un sleeping bus, es decir, un autobús para dormir, y vas tumbado, un lujo total, yo dormí las 4 horas, jeje, para hacer honor al nombre.

IMG_5260

IMG_5259

Nos recogieron en una oficina y nos dejaron en otra, de centro a centro, así que debo desmentir mi teoría de que el mal recuerdo de Alberto fue por coger un autobús de esos, el viaje estuvo fenomenal.

Al bajarnos del autocar, quedamos con Muner para cenar, por el día veríamos la ciudad imperial de Hue. Está dentro de la citadel, que es como el casco histórico, es un cuadrado total rodeado por un río, y dentro de esta pequeña ciudad, hay otra mini ciudad, que es lo que fue el palacio real.

IMG_5266

IMG_5278

IMG_5276

Caminamos un montón ese día por la ciudad y por la noche quedamos a cenar con Muner, y no hice ni una foto, joooooooooo. En fin, lo pasamos muy bien, cenita, birras y mucha conversación. Él está de viaje por el sudeste asiático 4 meses disfrutando un montón. A la vuelta nos vemos por Barcelona seguro.

Al día siguiente, alquilamos una moto, porque desde Hue se pueden visitar muchos monumentos, tumbas reales… Cuando bajé a coger la moto, resulta que tenía marchas, solo un freno en las manos y otro en el pie. Yo no me veía capaz, pero la chica súper seria me explicaba todo, como si se aprendiese así en dos minutos, jeje. Cuando vino el jefe, me entendió mejor y me trajo una moto “normal”, es decir, como la mía, jeje.

IMG_5306

Al primer lugar que fuimos, fue al puente japonés, que es un puente con tejadito, nos costó encontrarlo, preguntando a paisanos y tal, pero al final llegamos.

IMG_5280

IMG_5284

Desayunamos en el puesto de una señora muy simpática, que se tomó el té con nosotros, y una amiga suya me leyó la mano, a mí esas cosas no me gustan mucho, pero tenía tan poca credibilidad, que no daba ni mal rollo, eso sí, la señora era monísima, jeje.

IMG_5287

Luego fuimos a ver tumbas y monumentos varios, con la moto, súper divertido, yo tenía ya un poco de mono de moto, así que unas ganas… y los caminos eran lo mejor.

IMG_5292

IMG_5295

IMG_5297

Fuimos también a la pagoda octogonal, que era casi de lo único que Alberto se acordaba de Hue de su otro viaje, y se hizo una foto en el mismo sitio, qué ilusión!

IMG_5299

Y de vuelta a Hue, fuimos al mercado y a la pagoda más importante, que nos dejó poco impresionados, la verdad.

IMG_5308

El día siguiente salía nuestro vuelo a Hanoi, y estábamos de día de relax total, fuimos para la zona de tiendecitas, porque yo quería comprar unos leggings, que los míos ya daban pena. Al final, en una tienda cutre total, entre, me probé unos leggings y los compré, seguimos el paseíllo… y a los diez minutos me di cuenta de que me había olvidado el bolso en el probador. Volvimos a la tienda y estaba cerrada!!!!!

Cerrada por la pausa para comer, así que todavía no cundió el pánico, porque además era una tienda cutre, a la que fácilmente no habría entrado nadie en esos minutos. Pero cuando una hora después, volvió la mujer y abrió… mi bolso no estaba, mi bolso con mi pasaporte, mi monedero con dni, tarjetas… Ella decía que otra clienta había entrado detrás de mí y se lo habría llevado, que ella no había visto nada. A mí me extrañó, yo no soy malpensada, pero ya era casualidad que hubiera entrado alguien y además fuera una choriza, en fin, esa mujer no me ofrecía confianza, pero claro, no podíamos hacer nada. Le dimos el teléfono y la dirección del hotel (aunque esa noche se suponía que ya no dormíamos allí) por si alguien se daba cuenta del valor y volvía a la tienda a devolverlo, en fin, por si era ella y lo quería devolver.

Y nos fuimos directos a la comisaría, a poner una denuncia y para ver si nos podían hacer un papel o algo para poder coger el vuelo esa noche, ya que en Hanoi en la embajada a lo mejor nos podrían ayudar.

En el aeropuerto, me dejaron volar, enseñé una fotocopia, preguntaron en otra compañía en la que ya habíamos volado, la denuncia de la policía… y un hombre de seguridad se apiadó de mí y firmó el ok.

Llegamos a Hanoi de noche y al día siguiente, a primerísima hora en la embajada. La chica me dijo que me podían hacer un salvoconducto, para que pudiese volver a España, pero yo no quería volver a España, yo quería seguir el viaje (China, India…), así que dijo que me podían hacer un pasaporte temporal por 6 meses y que con suerte llegaría en la valija diplomática del 28 de abril (se ve que mandan una cada quince días). En fin, para empezar, adiós al vuelo a Pekín, porque era el día 16, entonces, con el nuevo pasaporte tendría que ir a la embajada de China a hacer otra vez el visado, 4 o 5 días laborables más, pero es que entonces, nos dimos cuenta de que una de las condiciones para pedir el visado de China y también de la India, es que el pasaporte tenga una validez mayor a 6 meses, y eso no sería posible, porque tendría 5 y pico cuando llegase a mi poder. Crisis total, nervios, lloros… Tendría que volver a España, a Madrid, para conseguir un pasaporte nuevo y una visa nueva para China… Tendríamos que acortar el viaje, porque vamos justos de pasta, y serían mil euros solo en el billete de ida y vuelta, ida desde Vietnam y vuelta a China, en fin.
Súper disgusto, al salir de las dos embajadas, volvimos al hotel y llegó un e-mail del hotel de Hue, que alguien había llevado mi pasaporte y mi cartera con algunas tarjetas!!!!!! Milagro!!!!

Evidentemente solo pudo ser la señora de la tienda, porque ni en mi pasaporte, ni en mi cartera había ninguna señal de donde estábamos alojados. A la señora le debí dar tanta pena, que se lo pensó y devolvió eso, así que encima, aunque es una hija de p… le tengo que dar las gracias.

Los de recepción del hotel de Hue, súper amables, lo mandaron por autobús nocturno a Hanoi, y esta mañana, lo hemos recogido, yo con mil nervios hasta que lo he tenido en mis manos, en fin, ahora andaré todavía con más cuidado, no me había planteado lo valioso que era.

Recuento de mis pérdidas:
- La pasta, 100 euros y otros 100 aprox en moneda local.
- El móvil, así que estoy sin wasap, para cualquier cosa, escribidle a Alberto. Agregadlo a los grupos si me echáis de menos (me va a matar cuando lo lea, jeje, pero es temporal). Al menos tengo la tarjeta SIM.
- El bolso súper mono de la bici, recién comprado hecho a mano por una chica que lo estaba bordando y le dije que me lo guardase cuando lo tuviese acabado.
- Una tobillera y unos pendientitos de plata que llevaba guardados en el monedero.
- Mi única rebequita, la fucsia, mi favorita, que me regalaron las de Sant Feliu para un cumple hace años.
- Mi único pañuelito, blanco, que me regaló mi hermana en Begur.
- Y mi agenda!!! Parecerá una tontería, pero es casi lo peor, taaantas cosas en esa agenda… y todas las direcciones, así que si queréis postalita, mandadme la dirección, jeje.
- Muuuucha salud, por estos dos días de nervios y estrés, cancelando vuelo (ya arreglado), hoteles, tarjetas, buscando vuelos a España… Una pesadilla

Pero happy ending, hay cosas que me ha dolido perder, pero he recuperado lo más importante, mi pasaporte, dni, carnet de conducir, tarjetas de crédito, tarjetas sanitarias y dos fotos de mi padre y de mi abuela que no hubiera podido recuperar, en fin.


Hoi An!!!

Posted on

Desde Ho Chi Minh, volamos (para evitar palizas mortales de 20 horas) directamente a Danang para ir a Hoi An, porque Alberto decía que las playas intermedias como Na Trang y Mui Ne no merecían tanto la pena.

En el aeropuerto de Danang compartimos taxi con una chica vietnamita que iba a Hoi An para escribir del festival de farolillos del día siguiente. Lindsa era muy simpática y quedamos a cenar con ella esa noche.

Llegamos al hotel y alquilamos unas bicis por 1 euro, fue la manera ideal de acercarnos a Hoi An, lo pasamos bomba, con las bicis por el centro histórico, y también cruzamos los dos puentes, el que va a An Hoi y el otro que va a un barrio donde vive mucha gente, con la bici seguimos el paseo de al lado del río con las vacas, los campesimos…

Nada más llegar a Hoi An, me compre un gorro cónico vietnamita, y la verdad que es comodísimo, es muy fresquito, te protege del sol, y es muy bonito, así que en una ciudad tradicional que todo el mundo lo lleva, no podíamos ser menos.

IMG_5061

IMG_5060

Hoi An es una de las ciudades más bonitas que hemos visto en el viaje, es precioso, está súper cuidado, y lleno de tiendecillas y bares guays, es un poco el Born, demasiado bonito para ser verdad, pierde un poco de esencia, pero mola mucho, es como no salir de una postal. Toda la ciudad llena de farolillos preciosos (al final piqué y 5 han caído, madre mía, hechos a mano, forrados de tela… y a 2 y 4 dólares, en fin, irresistible, pero ahora tendré que mandarlos o algo).

IMG_5078

IMG_5080

Por la noche Lindsa nos llevó a comer uno de los platos típicos de Hoi An, que es el Cao Lau, unos noodles con lomo de cerdo asado, soja, cortecillas, hierbas y una salsita buenísima. Es un plato solo de Hoi An, y es que en Hoi An se come de maravilla, tienen un montón de especialidades buenísimas, como el white rose o un wonton diferente, pero seguro que Alberto en su blog os lo explica mejor, porque quiere hacer un post de comida vietnamita, que es deliciosa, porque se nota la influencia francesa y lo asiático.

IMG_5096

IMG_5108

Esa noche descubrimos también otra iglesia hortera, como en Filipinas, pero aquí combinaba neon y luces led en la cruz, total, entre farmacia y puticlub podía ser cualquier cosa.

IMG_5219

Al día siguiente, hicimos la visita a pie, cogimos un bono de cinco tíquets que te permite entrar a cinco monumentos de la ciudad antigua, la verdad que al final los monumentos son lo de menos, pero ya que estás allí, tampoco apetece quedarse en la puerta, jeje. Disfrutamos Hoi An un montón, y fuimos a tomar un té a Reaching Out, que es una tetería súuuuuuper especial, ya que la llevan una asociación para discapacitados, como la tiendecilla de manualidades que tienen. En el caso de la tetería son sordos, así que lo tienen preparado para que puedas pedir rellenando un mini formulario y con unos daditos que te ayudan a pedir lo más básico, a dar las gracias… El lugar era espectacular, todo con un detalle y un cuidado. Nosotros cogimos la degustación de té y la degustación de galletas, todo delicioso.

IMG_5134

IMG_5138

IMG_5131

Seguimos nuestra visita por la ciudad y entrando a los diferentes lugares, yo me di cuenta de que todos sus monumentos eran chinos, no sé.

IMG_5118

IMG_5151

IMG_5153

Descubrimos también ese día por qué Hoi An está taaaan limpio y cuidado, y es que pasaron los niños de un colegio, barriendo la ciudad, súper aplicados. En mi instituto les hacemos barrer el patio, cada semana una clase, aquí parece ser que les hacen barren la ciudad antigua, jeje.

IMG_5166

Por la noche, quedamos con Lindsa, pero no nos encontramos, había millones de personas en el puente, tirando farolillos, al final, cogimos un barquito por el río para ver los farolillos y tirar los nuestros. Nos sorprendió que a nosotros nos pidió 1,7 euros cada uno por el barco para nosotros dos, y luego estaban negociando con una familia guiri a 17 euros, nos debieron de ver muy tirados, como nos pareció barato, ni regateamos, la verdad. Pusimos dos farolillos cada uno, para nuestros amigos y familiares, para los que están y para los que ya no están con nosotros.

IMG_5182

IMG_5191

No puedo acabar este post, sin confesar más consumismo, jeje. Hoi An es la ciudad de los sastres, así que nos quisimos hacer algo de ropa. Alberto se hizo ya ropita para la boda, va a ir guapísimo, sin traje, con vaqueros y lo que se ha hecho aquí. También se hizo una camisa de veranito. Yo me hice un vestidito de verano. Y los dos nos hicimos zapatos, yo me hice dos zapatitos y Alberto unas deportivas chulis. Consumismo a tope, yo quiero mil zapatos más, joooooo.

IMG_5249

IMG_5254

IMG_5257

IMG_5256

De Hoi An, nos fuimos para Hue, una ciudad monumental a unas cuatro horas, pero eso lo dejo ya para el próximo post.


Ya en Vietnam. Ho Chi Minh!!

Posted on

Uno de los motivos por los que vinimos a Vietnam en este viaje, es porque Vietnam fue del país que peor recuerdo tenía Alberto de su anterior viaje, y eso había que cambiarlo. A él le habían encantado todos los países del sudeste asiático que había visitado, menos Vietnam, porque decía que la gente estaba muy picardeada con el turismo y había mucho timo y aprovechado.
Así que había que volver para cambiar esa impresión.
Por ahora, lo estoy súper consiguiendo, porque la impresión que estamos teniendo de Vietnam es buenísima, la gente muy maja, el país precioso, con mucha historia…

Alberto la otra vez que estuvo aquí cogió un autobús barato para guiris de esos que te subes y te bajas cuando quieres, pero es un autobús un poco timo porque te llevan siempre a los sitios de los amigos… así que yo creo que ahora que nos movemos más por libre, la experiencia es mejor también por eso.

Vietnam está muy desarrollado, mi sensación es que incluso más que Tailandia, una pasada. Si la llegada a Vigan fue la vuelta a la civilización, Ho Chi Minh es la vuelta a la modernidad, una ciudad ciudad y brutal, con sus edificios súper modernos, sus edificios emblemáticos, museos, palacios…

Nos quedamos en una guesthouse sencilla y cómoda en la zona guiri, y eso si que era el equivalente a Khao San en Bangkok, un montón de bares y terraceo, tiendecillas súper monas… Volvió el consumismo y yo aproveché para cambiar de bolso, que el del elefante que compré en Chiang Mai ya estaba muy trillado, jeje.

Fuimos al mercado, camisetas chulis, cafe, cafeteras diferentes que tienen aquí y que a mí me parecen muy cómodas, súper bien, vamos.

IMG_4989

Luego fuimos a ver edificios emblemáticos de la ciudad como el People committe hall o la ópera, París total, zona pija con tiendas caras y hoteles de lujo, te dicen que estás en París y te lo crees.

IMG_4992

IMG_4996

Para rematar, también estaba Notre Dame, jeje.

IMG_5008

Justo al ladito había una oficina de correos muy bonita que parecía una estación de tren y aprovechamos para enviar alguna postalita, claro.

IMG_5000

Después visitamos uno de los edificios más importantes, que es el palacio de la independencia, o de la reunificación. Que había sido un edificio de herencia francesa (herencia que se nota en tooooodo y sobre todo en la comida, que es una fusión deliciosa) y era así de bonito.

IMG_5013

Pero luego fue destrozado y reconstruido así, un poco al estilo facultad universitaria de época franquista en Barcelona (rollo campus diagonal, jejeje), pero con todo lujo por dentro.

IMG_5009

IMG_5017

Otro de los lugares más visitados, es el museo de recuerdo de la guerra, con medio millón de visitas anuales, es un museo en que se ven los estragos de la guerra, imágenes siempre de los americanos haciendo cosas horribles, fotos de las muchísimas deformaciones de los afectados por el agente naranja y muuuuucha propaganda, carteles…

IMG_5024

IMG_5018

IMG_5023

IMG_5026

IMG_5027

Para acabar la visita, fuimos a la Jade emperor pagoda, pero la vimos un poco al vuelo, la verdad, porque estaban cerrando, curiosa, con un gran horno fuera quemando madera, figuras chinas, que parecían Confucio, no nos dio tiempo a entender mucho de que iba, la verdad, pero era muy graciosa.

IMG_5030

IMG_5032

Todo el mundo con el que tratamos era encantador, especialmente el dueño de la guesthouse, y el día siguiente lo dedicamos a disfrutar de la ciudad, volvimos al mercado, paseamos, tomamos café… y para terminar, nos dimos un masaje en una asociación de ciegos. Una experiencia total, porque al principio yo estaba muy perdida, se llevaron a Alberto para un lado, pero había pocas mujeres y no me veían, no me entendían, al final, una me cogió del brazo y me llevó a otro lugar. Me dio mucha rabia no poderme comunicar, porque me llamaba la atención cómo sabía lo que me dolía más y tal, a Alberto el suyo dice que le dio demasiada caña y luego se ha quejado un poco, pero lo más gracioso es que el hombre, cuando llegó al reloj, se detuvo a tocarlo bien y le dijo “good, good” y luego le pidió propina, jajaja, debió pensar que con ese reloj…

Al día siguiente volamos a Danang para visitar Hoi An, en Vietnam vamos a intentar no darnos la súper paliza de autobús, jejeje.